Acerca del Autor

Alex Oviedo

(Bilbao, 1968). Periodista y escritor, trabajo como responsable de prensa del Colegio Notarial del País Vasco y organizador de eventos culturales. Colaboro cada mes en el periódico municipal Bilbao dentro del suplemento cultural “Pérgola”.

Mi primera obra, Hektorren agenda, se publicó en euskera en el año 2000 después de quedar finalista del premio Ciudad de Barbastro. He participado en las recopilaciones de cuentos 2.050 km. de palabras. Antología de relatos vasco-canaria (2008), Mar de pirañas (2012), En el país encantado y otras historias de amor (2013), Cuentos alrededor de Bilbao/Bilbo inguruko ipuinak (2014) y #RelatosEnredados (2017)

He publicado las novelas El unicornio azul (2005), Las hermanas Alba (2009), La agenda de Héctor (2014), Cuerpos de mujer bajo la lluvia (2016) y el libro de relatos El sueño de los hipopótamos (2011).

Cuaderno de Bitácora

Manuel Robles o la pasión por el partido (político)

Me desperté ayer escuchando a un tipo que no conozco y por el que no tengo ningún interés pero que me ha hecho pensar: un tal Manuel Robles, alcalde de Fuenlabrada, se jubila tras 16 años al frente del Ayuntamiento. Como dejar un cargo político es ya una noticia, y estar tanto tiempo en el poder es de premio, la noticia ha salido en todos los medios. Al parecer, abandona el cargo porque quiere dedicarse a la familia. Y dice tener tres pasiones: "mi familia, la ciudad a la que amo y mi partido"

Se nos ha ido Dolores O´Riordan

Prácticamente toda la música que escucho procede del placer que experimenté, una vez acabada la carrera, al descubrir nuevos sonidos que me alejasen de lo clásico. Buscaba en cada rincón temas que me atrapasen, desde el progresismo sinfónico hasta el New Age, desde lo indie a lo más pop, rock australiano, grunge, AOR, folk irlandés... Me dejaba guiar por quienes suponía que sabían de esto: Ramón Trecet en Diálogos Tres...

Tabarnia o la República Independiente de La Casilla

Cuando el independentismo y ETA estaban en su apogeo en Euskadi bromeábamos en privado diciendo que nosotros también queríamos crear la República Independiente de La Casilla. Era una manera de descontextualizar la lógica de ciertos sectores de la política vasca y de la violencia terrorista que, no lo olvidemos, era moneda habitual en nuestras calles y en los medios de comunicación.

Publicaciones

Colaboraciones

Photowriting

Espacio Luke

Entrevistas